Saltear al contenido principal

AGAO – 30 años de existencia

Esultate!

…exclamaba Otello en su triunfal llegada al puerto de Chipre. Había vencido al enemigo, al mar furioso, y hasta supo hacer que el temporal desbocado jugara a su favor para alcanzar la victoria.

AGAO cumple 30 años de existencia en este convulso 2020 y, concretamente en estos días, celebramos el 30º aniversario de la puesta en escena de nuestra primera ópera, “Don Pasquale”. Todos sus protagonistas, intérpretes y equipo técnico, han venido llevando una trayectoria de primera línea internacional en grandes teatros, volviendo a compartir escena nuevamente con nosotros en alguna ocasión. Ciertamente, todos los miembros del equipo fundador de nuestra Asociación, donde quiera que se encuentren, pueden estar bien orgullosos de los frutos continuados de su valiente iniciativa.

A lo largo de todo este tiempo hemos tenido que luchar, al igual que el moro de Venecia, con las dificultades, tormentas, decepciones, imprevistos, incomprensiones y un sin fin de obstáculos en nuestro camino por revivir los espectáculos de ópera y zarzuela en Navarra, por incrementar la afición y la pasión por la lírica entre nuestro creciente público, por hacer cada vez más accesible algo tan enriquecedor -incluso económicamente para la sociedad- como es el gran repertorio del teatro lírico.

Eso sí, a diferencia del nuevo gobernador de Chipre, no hemos caído en la trampa de los celos, porque nuestra intención pasaba siempre por sumar esfuerzos, por integrar en lo posible a todos los implicados en la colosal tarea de poner en pie una y otra vez sobre nuestros escenarios las obras inmortales, cada nueva “opera in música” -según denominación de los creadores del género que sigue emocionando y haciendo disfrutar a las nuevas generaciones.

Esta suma de esfuerzos tuvo como fruto un hito destacado en nuestra trayectoria, la firma del convenio de colaboración con la Fundación Baluarte, por el que tan orgullosos y agradecidos estamos, y que supone uno de los caminos importantes a través de los cuales AGAO revive la lírica en Navarra, además de las zarzuelas, conciertos y tantas otras actividades.

Este aniversario tiene lugar en medio de otra tempestad no menos fiera y cruel como la que tuvo que capear Otello antes de llegar sano y salvo al puerto chipriota. La lección que nos dejaron Shakesèare y Verdi es la de la constancia, el esfuerzo y el amor a nuestro objetivo, porque cuando llegue la calma estaremos en un nuevo puerto -uno más, a la espera de los siguientes- en el que volveremos a cantar “Esultate!” con ilusión renovada.

 

 

 

Vista previa del archivo adjunto 30 aniversario AGAO-Don Pasquale.pdf

Esta entrada tiene 0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Volver arriba