Saltear al contenido principal

El Ayuntamiento edita un libro que recopila la historia del grupo de teatro ‘El Lebrel Blanco’ en el cincuenta aniversario de su nacimiento

Con 46 montajes representados en sus 18 años de trayectoria, se le considera una de las referencias históricas del teatro pamplonés

El alcalde Enrique Maya ha participado en la presentación del libro ‘La colopenda historia del grupo de teatro El Lebrel Blanco’, editado por el Ayuntamiento de Pamplona y escrito por el crítico teatral Víctor Iriarte. La obra, que se podrá adquirir en las librerías de la ciudad al precio de 12 euros, resume la trayectoria de un grupo al que se considera referencia histórica de este arte en la ciudad. Nació en 1972 con el apoyo del Ayuntamiento de Pamplona y en sus 18 años de andadura subió a los escenarios un total de 46 montajes.

La colopenda historia del grupo de teatro El Lebrel Blanco’ resume los 18 años de trayectoria de un grupo que comenzó sus actuaciones públicas en febrero de 1972 bajo el liderazgo de tres personalidades de la escena navarra como fueron Valentín Redín, Eduardo Bayona y María Sagrario Domeño. Con su último estreno en 1988, El Lebrel Blanco acababa sumando una gran variedad de obras y representaciones: 26 para público adulto, 19 para público familiar y una más pensada para público joven. En total, ofreció a los espectadores 39 títulos diferentes, porque tres obras se repusieron en varias ocasiones y dos más fueron remontajes con diferente concepto de puesta en escena.

El libro recopilatorio que ahora edita el Ayuntamiento incluye en sus 400 páginas más de un millar de documentos gráficos. Además, ofrece el listado completo de montajes con fecha y lugar de estreno y una relación de nombres de las cerca de 300 personas que participaron en sus montajes a lo largo de su historia.

Esta obra es el resultado de dos años de investigación en diferentes archivos y hemerotecas y de una veintena de entrevistas que durante este tiempo ha realizado su autor, Víctor Iriarte. Incluye, además, más de un centenar de críticas teatrales publicadas en diversos medios escritos con las opiniones que se vertieron sobre los montajes, lo que permite al lector hacerse una idea cabal del impacto que tuvo en su momento.

‘El Lebrel Blanco’, referencia para el desarrollo del teatro en Pamplona

El vínculo de ‘El Lebrel Blanco’ con Pamplona le llevó no solo a presentar sus obras en la ciudad, sino a fundar en 1979 una escuela de teatro. Además, el grupo llegó a crear un premio de teatro dedicado a obras inéditas y no representadas que contó con un jurado compuesto por destacados autores como Antonio Buero Vallejo, Adolfo Marsillach, Enrique Llovet, Ricardo Salvat y Eduardo Haro, entre otros.

Hasta 1973 ‘El Lebrel Blanco’ se enfocó al público infantil, pero a partir de esa fecha apostó por el teatro para adultos consiguiendo en 1976 el premio ‘El País’ al mejor espectáculo nacional de teatro por ‘1789’. Durante los años en los que estuvo en activo, cosecharon también otros galardones como el de Sitges de 1979 por la obra ‘Utrimque róditur’, el Ignasi Iglesias en 1978 o los de San Javier, Madrid, Mérida o Nancy. Entre las obras que representaron, se encontraban títulos de autores consagrados, como Federico García Lorca (‘Yerma’ o ‘El amor de Don Perlimplín y Belisa en su jardín’) o ‘Salomé’, de Oscar Wilde, así como de autores de Navarra, como Patxi Larrainzar. Una de las figuras destacadas de El Lebrel Blanco fue Valentín Redín, que dirigió la compañía durante varios años.

Un momento histórico para el teatro y la cultura guiado a través de cinco ‘Jornadas’

‘La colopenda historia del grupo de teatro El Lebrel Blanco’ está dividido en siete partes, que el autor ha denominado “Jornadas”, utilizando la terminología usada por los autores del Siglo de Oro al fraccionar sus obras, para reforzar la idea de viaje por la trayectoria de la formación. A su vez, estas incluyen 76 “escenas” o capítulos. El prólogo detalla la trayectoria y montajes de dos grupos teatrales que existieron en Pamplona con el nombre de El Lebrel Blanco (surgidos en 1934 y en 1943, el segundo integrado en el Orfeón Pamplonés), así como el pujante movimiento teatral que a mediados del siglo XX existió en Pamplona y contribuyó a formar a una gran cantidad de intérpretes que después integraron El Lebrel Blanco.

El libro muestra como ‘El Lebrel Blanco’ supuso un momento cumbre y no igualado en la historia de las artes escénicas de Navarra, ya que todavía hoy mantiene los récords locales de funciones y espectadores y no se ha igualado el prestigio que alcanzó en el ámbito nacional. A la vez, subraya su legado: se convirtió en el gran generador de nuevos públicos para las artes escénicas, formó a gran cantidad de intérpretes, ofreció un repertorio hasta entonces vedado a los pamploneses, fue capital en la creación del gusto del público, contribuyó a terminar con la atonía cultural que se vivió bajo el Franquismo y sus montajes enriquecieron el debate social, político y artístico ciudadano en la compleja transición de la Dictadura a la Democracia.

Víctor Iriarte, el ‘guía’ en el recorrido por la historia de ‘El Lebrel Blanco’

El autor de esta obra que edita el Ayuntamiento, Víctor Iriarte, ha realizado varias investigaciones sobre el pasado reciente del teatro en Pamplona y Navarra que han dado lugar a los libros ‘Patxi Larrainzar. Teatro de agitación’ y ‘Teatro Gayarre. 75 años’, además de distintos prólogos a seis obras de teatro de autor. Es licenciado en Ciencias de la Información por la Universidad de Navarra. Máster en Edición de Libros por la Universidad de Salamanca y Máster en Gestión Cultural por la Universidad Complutense de Madrid.

Trabaja como periodista en Diario de Navarra y es gestor cultural, además, conduce desde 2004 el programa ‘El apuntador’ de Onda Cero Navarra, y es profesor de Historia del Teatro y de las Artes Escéncias en los cursos de extensión universitaria de la UPNA y en el programa UNED Senior. Como dramaturgo ha obtenido varios galardones como el Premio Lope de Vega 2019 del Ayuntamiento de Madrid por ‘Budapest. Un silencio atronador’ (2020) y el Premio Nacional de Teatro Calderón de la barca del Ministerio de Cultura (2006) por ‘La chica junto al flexo’. También ha sido premio al mejor director del Festival de Teatro de Rivas-Vaciamadrid por el estreno absoluto de ‘Pater Matris’, de Carmen Pombero.

Esta entrada tiene 0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Volver arriba